20

Ago

2015

Expulsan a Matisyahu de un festival por no reivindicar un Estado palestino

Expulsan-a-Matisyahu-de-un-festival-por-reivindicar-un-Estado-palestino

Bajo la presión del movimiento de Boicot, Desinversión y Sanciones (BDS), el Festival de Reggae Rototom Sunsplash de Benicàssim (Castellón, España) suspendió por primera vez a un cantante judío (no israelí) por “no mostrar solidaridad con la causa palestina”.

El cantante estadounidense de reggae Matthew Paul Miller, conocido como Matisyahu, salió del cartel porque se negó a cumplir con la exigencia de los organizadores (bajo presión de BDS) de escribir o dar en video una declaración a favor del “derecho de los palestinos a un Estado”.

Matisyahu tiene una consolidada carrera con cerca de una decena de álbumes publicados, actuaciones en grandes eventos y en las principales televisiones estadoundienses. Es conocido por canciones como “King without a Crown” y otras piezas con claras referencias mesiánicas.

Entre el público cristiano aficionado a la fusión de reggae e hip-hop, Matisyahu es un referente internacional. En este sentido, ha colaborado con bandas con integrantes evangélicos como P.O.D. (rap-metal) o de otras confesiones de fe, como el musulmán Akon

OTROS ARTISTAS LE BOICOTEAN
Algunos de los artistas que iban a actuar en el evento también amenazaron con cancelar sus actuaciones si Matisyahu participaba porque era visto como “un representante de Israel”.

Los activistas locales de BDS han celebrado la decisión, acusando al rapero judío de ser un “sionista” y “defender un estado que practica el apartheid y la limpieza étnica”, según publicaron en su página de Facebook.

Matisyahu será reemplazado por el artista de reggae jamaicano Etana.

CONDENA DE JUDÍOS ESPAÑOLES AL BOICOT
La Federación de Comunidades Judías de España condena por “cobarde, injusta y discriminatoria la cancelación de la participación del artista judío estadounidense Matisyahu”.

El comunicado de la FCJE sostiene: “Como españoles, nos avergüenza que la dirección del Festival, financiado entre otros, con el dinero de los contribuyentes del Ayuntamiento de Benicassim y de la Diputación de Castellón, haya cedido al chantaje vil y siniestro del movimiento BDS y sus cómplices.

A Matisyahu, “por su condición de judío se le exige un posicionamiento político no requerido al resto de participantes” en un acto que “provoca discriminación y odio” con el pueblo judío.

La FCJE expresa también que “llama la atención que la dirección del Festival no se interesa por las opiniones de los demás participantes acerca de las políticas de Irán, del Estado Islámico, de Siria, Hamás o de Hizbollah relativas a las matanzas de cristianos, de minorías musulmanas, de homosexuales, de mujeres o del uso reconocido de niños en conflictos militares”.

REPERCUSIÓN INTERNACIONAL: “INDIGNACIÓN” ENTRE JUDÍOS
En pocas horas, el boicot a Matisyahu ha tenido repercusión internacional, llevando a que el presidente del Congreso Judío Mundial (Jewish World Congress) Ronald S. Lauder haya expresado su “indignación” por una clara decisión “antisemita”.

La entidad ha instado a las autoridades españolas a “condenar este triste incidente y tomar las acciones necesarias contra sus responsables”.

Comentarios

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *