27

May

2014

‘Vivimos una sociedad de pasiones incapaz de apasionar’

8360165

 

La Cumbre de Comunicadores USA de 2014 ha arrancado la mañana de este miércoles 30 de abril como preludio del evento Expolit 2014, que ya se sentía cerca con el bullicio de la preparación de los cientos de stands de editoriales, medios de comunicación y todo tipo de entidades evangélicas vinculadas con el libro y la comunicación del Evangelio.

Quien comenzó el encuentro de comunicadores fue Milenka Peña. Una periodista y escritora con una amplia trayectoria profesional en medios seculares que llegó a ser nominada a los Premios Emmy. Cristiana evangélica “de toda la vida”, boliviana de nacimiento, vive en Chicago desde hace 20 años “casada con mi gringo favorito”, dijo en su presentación.

Su tema versó sobre “¿Apasionados o apasionantes?”, en un planteamiento que se basaba en que vivimos en una sociedad capaz de apasionarse por muchas cuestiones, pero incapaz de apasionar a otros en cuanto a “no buscar nuestra causa para vivir sino lograr ser la causa de que otros se conviertan en buscadores”.

En una entrevista a este medio, entendió en esta misma línea la desilusión de nuestro tiempo a pesar de tantas pasiones por el dinero, la fama, el éxito, el deporte, la política o el bienestar.

También aplicó también este principio a quienes quieren comunicar el Evangelio: “No basta con estar apasionados por Jesús, lo cual es muy positivo, también debemos ser capaces de transmitir que Él es apasionante,porque realmente esa es la verdad”.

Habló de la excelencia como necesaria, pero rompió ideas preconcebidas diciendo que “eso no significa ser perfeccionista, sino hacer lo que mejor podamos con lo que tenemos”.

Otro paradigma tirado por tierra en su ponencia fue que “el éxito no es el opuesto del fracaso, sino de la mediocridad”. Para ella el éxito no significa poder o prestigio, sino que es algo intrínseco a la persona. Puso como ejemplo su renuncia a su carrera profesional de éxito tras un accidente grave de su marido, dedicándose a él y sus hijos. “Me tacharon de suicidio profesional, pero fue un nuevo nacimiento, Dios me abrió luego otras puertas”.

 Todas sus experiencias, consejos y reflexiones (que acompaña con poesías propias) las ha puesto en blanco y negro en un libro publicado por el grupo Nelson, con el título de “Apasionante”  www.apasionante.org

Comentarios

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *